La claustrofobia: ¿Cómo combatirla?

La claustrofobia es una de las fobias más comunes dentro de los cuadros de ansiedad.
Entendemos por claustrofobia al miedo desmesurado y exagerado a los espacios cerrados, tales como túneles, cuevas, ascensores, el metro, etc.
La claustrofobia incluye dos componentes:

– Miedo a la restricción, es decir, a los espacios cerrados que limitan los movimientos “sensación de estar atrapado”.
– Miedo al ahogo, por falta de aire o asfixia.

Este trastorno afecta a un 5% de la población y es considerada una fobia específica ya que el miedo se le tiene a algo concreto.
Cuando una persona se encuentra atrapada en una situación que le provoc claustrofobia, suele experimentar los siguientes síntomas fisiológicos:

– Taquicardias.
– Hiperventilación.
– Tensión muscular.
– Sudoración.

Las causas que provocan este trastorno pueden ser muchas, e incluso puede no haber un motivo aparente a simple vista, pero lo cierto es que en la mayoría de los casos la causa prinicpal suele ser haber tenido una mala experiencia en sitios cerrados o arrastrar un cuadro de ansiedad durante un tiempo prolongado.
Otras causas están relacionadas con trastornos en la infancia o factores genéticos.

Lo cierto es que se puede afirmar que existe una estrecha relación entre ansiedad y claustrofobia.

Hay una gran variedad de métodos naturales que pueden ayudarte a combatir la claustrofobia, al menos, reducir su intensidad y frecuencia.

1. Hipnoterapia: Consiste en hipnotizar al paciente y mandar mensajes positivos a su subconsciente, de manera que la persona rechace y abandone sus miedos.
2. Naturopatía: Se basa en la prescripción de alimentos saludables, eliminando de la dieta los excitantes como el café o las bebidas energéticas.
3. Plantas medicinales: Las plantas relajantes son muy beneficiosas para combatir la ansiedad, especialmente las Flores de Bach.
4. Consulta psicológica: Un psicólogo puede determinar la causa de tu problema y tratar de eliminar el mismo mediante la terapia cognitiva.
5. Suplementos alimenticios: Cuando la claustrofobia es originada por la ansiedad, en primer lugar es necesario aliviar la ansiedad, y al igual que las plantas medicinales, los suplementos alimenticios como la vitamina B, ayudarán a relajar tu SNC (Sistema Nervioso Central).
6. Digitopuntura: Cuando estés sintiendo claustrofobia, este remedio te ayudará en gran medida a superar ese estado. Consiste en hacer presión en la palma de la mano con ek dedo pulgar de la otra, e ir dando masajes circulares.
Este ejercicio además de relajar tu SNC, disminuye la sensación de angustia.

Fuente: claustrofobia.com.es

 

About The Author

Adela Cayetano Tormo

Estudiante Universitaria de Psicología por la UNED. Redactora y colaboradora de ViveSinAnsiedad.com

Leave A Response

* Denotes Required Field